Cristina, Máximo y Florencia Kirchner junto a Baez y Manzanares a juicio oral

El juez federal Julian Ercolini elevó hoy a juicio oral la causa Hotesur. Ahora se deberá sortear el tribunal que sera el que fije la fecha para el futuro juicio por Lavado de Dinero. Entre los acusados, también está Romina Mercado, hija de la gobernadora Alicia Kirchner.

La conocida como “causa Hotesur” fue elevada hoy a juicio oral. Los principales acusados de lavado de dinero son la ex presidente Cristina Kirchner, sus hijos Máximo y Florencia , el empresario Lázaro Báez y el contador Víctor Manzanares.

El juez federal Julian Ercolini consideró terminada la investigación tras escuchar las opiniones de las partes. El caso pasará ahora a una instancia de debate y se sorteará un tribunal para llevar adelante el futuro juicio.

Hotesur fue adquirida en 2008 por Néstor Kirchner. La empresa administra los hoteles de Cristina Kirchner y su familia, incluido el Alto Calafate. Este es que utilizó Lázaro Báez para una maniobra de alquiler de habitaciones. El empresario pagó 935 plazas por mes, durante 2010 y 2011, sin importar si sus empleados usaban esas reservas o no.

La causa penal comenzó en noviembre de 2014 con una denuncia que hizo la ex diputada Margarita Stolbizer. Apuntó a irregularidades de la firma ante la Inspección General de Justicia (IGJ). En esos registros figuraba que Hotesur adeudaba balances y detalles de la composición del directorio.

Fundamentos

Según repasó hoy el juez Ercolini en su resolución, los fiscales Gerardo Pollicita y Juan Ignacio Mahiques consideraron que el accionar desplegado configura la “típica figura de lavado de dinero”. Los imputados son Cristina Fernández de Kirchner y sus hijos Máximo y Florencia Kirchner. También Lázaro Báez y su hijo Martín. A ellos se le suman: Osvaldo José Sanfelice, Adrián Berni, Víctor Manzanares, César Andrés, Ricardo Albornoz, Romina de los Ángeles Mercado. Patricio Pereyra Arandia, Julio Mendoza y Jorge Bringas. Todos en calidad de coautores.

En particular a CFK se le imputa ser jefe de la asociación ilícita “diseñó, ejecutó y dirigió un esquema de reciclaje de fondos de origen ilícito por medio del cual se legitimó a través de la actividad hotelera” señala el auto de elevación. Apunta a los Hoteles Alto Calafate y Las Dunas. El dinero de procedencia “ilegítima” procedía de “las empreas del grupo Baez”. Afirman que el mismo era “producto de la defraudación al Estado nacional a través de la obra pública vial en la provincia de Santa Cruz”.

Para ello, los acusados “crearon y mantuvieron una compleja estructura societaria, financiera, económica y contable”. El fin era “poner en marcha y ejecutar el proceso de blanqueo de fondos ilícitos”.

El juez entiende que Cristina, Néstor y Máximo Kirchner “se hicieron del dinero líquido necesario para adquirir una cadena hotelera que serviría como medio para la canalización del dinero espurio”.

Cabe recordar que la otra causa (Los Sauces), por los mismos delitos y con casi los mismos acusados ya está elevada a juicio oral. Se encuentra en una etapa inicial ante el Tribunal Oral Federal 5. Y no se descarta que los dos casos pudieran fusionarse en un mismo debate. (Fuente Infobae)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: