Una de las juezas a borde del jury tiene fuertes nexos K

Malena Totino, hermana de la militante y funcionaria Rosana Totino de Las Heras y juez en lo Civil de Caleta Olivia, está a punto de ir a un jury de enjuiciamiento junto a sus pares del Menor, Angelica Zari y de la Familia María del Rosario Alvarez, de esa misma ciudad. Están sospechadas de facilitar una adopción ilegal a favor de Zari.

El caso escandaliza a toda Caleta Olivia y a la familia judicial. Una juez del menor, utilizó las prerrogativas que le dan el cargo para, con la ayuda de sus pares las jueza de Familia, María del Rosario Alvarez y la del fuero Civil, Malena Totino, adoptar a una bebe recién nacida. Sin cumplimentar los pasos correspondientes en el Registro de Adoptantes que le permitieran hacerlo “por derecha”.

La jueza, Angélica Zari, se inscribió en el registro de adoptantes en forma posterior al nacimiento de la niña, que ocurrió el 22 de febrero. La madre biológica había expresado su decisión de entregarla. El problema es que la magistrada hizo los trámites para ser incorporada al Registro de Adoptantes en forma record y en 48 horas logró su expediente.

La jueza de Familia, envió un oficio al Hospital para que avisara el momento del nacimiento y advirtiendo que la criatura quedaría bajo su guarda. Pidió en forma expresa al registro de Adoptantes tres expedientes, entre ellos el de Zari y así le otorgó la adopción.

Pero desde Nación advirtieron que algo no estaba bien. Pusieron en alerta al Registro Provincial y de ahí se descubrió toda la maniobra. Ahora desde el Tribunal Superior de Justicia se investiga la participación de las tres magistradas.

Jueza controvertida

La intervención de Malena Totino se dio al inicio del proceso, ya que ella subrogaba el Juzgado de Familia.

Totino es hermana de la ex secretaria de la Mujer, Rosana Totino, hoy funcionaria del Gobierno de Alicia Kirchner. La magistrada ya tiene denuncias de abuso de poder en su contra. Fue designada por esta gestión en diciembre del 2016.

El primer escándalo que protagonizó fue en mayo de 2017. Allí recibió por parte del gremio de Judiciales una denuncia por acoso y persecución laboral. Pero la misma no prosperó.

En ese momento el gremio aseguró:“Malena Totino Soto usa los recursos del Estado para adoctrinar y causar temor entre los compañeros”.

Ahora y por algo aún más grave, la funcionaria podría ser finalmente juzgada. Es un escándalo sin precedentes en la historia judicial santacruceña.

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: