Santa Cruz y una sociedad embrutecida

Los datos del Indec son determinantes. Incluso reconocido por las autoridades provinciales. En la capital provincial casi la mitad de la población económicamente activa no tiene siquiera el secundario terminado. Desde el propio CPE se reconocía que unos 50 mil adultos en toda la provincia estaban en esa condición.

Los índices de desocupación alarman en Río Gallegos. Si bien la media es similar a la nacional, la falta de empleo entre la población joven (hasta 29 años) se triplica. Hoy 1 de cada 4 jóvenes no consiguen empleo.

A la hora de buscar las causas, no sólo se trata de la crisis económica. En la actualidad, de la población económicamente activa (aquellos que tienen entre 14 y 65 años de edad), casi la mitad no completó su educación obligatoria,

En Argentina, la educación es obligatoria hasta el nivel secundario. Por ende para acceder a un trabajo, debería ser condición sine qua non la exigencia del secundario completo. Si así se haría, hoy un 37% de la población no llegó a completar sus estudios.

Ese guarismo se desagrega en un 2,1% que no terminó la escuela primaria. Otro 10,4% sólo terminó ese nivel, y el 24,5% restante cursó sólo parte de la Secundaria.

A ellos se le suma un 29,9% que alcanzó a completar el nivel secundario y no le interesó seguir formándose. En cuanto a la educación superior. Un 12,2% de la población la empezó pero no terminó. Únicamente un 20,7% de la población económicamente activa, ostenta un título terciario o universitario.

El año pasado, se presentó el plan SIGO,. Ahí las autoridades reconocieron que había entre 40 y 50 mil personas en toda la Provincia que no tenían el secundario completo.

“Una sociedad embrutecida no tiene destino propio y queda a merced de los intereses espurios del poder”.

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: